Seleccionar página

El Club Deportivo Guadalajara o Chivas, como hoy se le conoce, se fundó oficialmente el 8 de mayo de 1906 por el comerciante belga, Edgar Everaert, bajo el nombre “Unión Football Club”.

Este equipo estaba conformado por jóvenes empleados de los almacenes “La Ciudad de México” y “Las Fábricas de Francia” ambos ubicados en la ciudad de Guadalajara. 

El 26 de febrero de 1908 el equipo cambió de nombre a Guadalajara Football Club y se designó a Rafael Orozco como el primer presidente.

Aunque en la actualidad el plantel del Club Deportivo Guadalajara está conformado únicamente por futbolistas mexicanos, en un principio no fue así, ya que una gran parte era de nacionalidad o ascendencia francesa, seguido por elementos aztecas y en menor cantidad jugadores españoles y suizos.

En 1908 se incorporó a la Liga Tapatía de Futbol. Durante su participación en este torneo logró conseguir 13 títulos, convirtiéndose en el equipo más ganador en la historia del certamen.

Oficialmente, Club Deportivo Guadalajara

En 1923, la institución queda constituida como una organización polideportiva al inaugurar sus instalaciones en Unión y Bosque, cambiando el nombre a “Club Deportivo Guadalajara”.

Tras demostrar su superioridad en dicha competición, el club es invitado a formar parte de la Liga Mayor en 1943, dando fin a su época amateur. Los primeros años como institución profesional no fueron sencillos, pues no lograron trascender ni sumar títulos a sus vitrinas.

La era del campeonísimo

Tras varios años de quedarse a la orilla, la época dorada del Club Deportivo Guadalajara llegó entre 1956 y 1965. Durante ese periodo consiguieron siete títulos de la Liga, seis trofeos de Campeón de Campeones, una Copa y un campeonato de la CONCACAF. Debido a la calidad de su juego y a los títulos que levantaron durante esos nueve años recibió el apodo de “Campeonísimo”.

Como dice el refrán todo lo que sube tiene que bajar y esto le ocurrió al equipo. La década de los 70’s y principios de los 80’s quedó marcada como una de las etapas más oscuras en la historia del club.

Una era oscura para el Club Deportivo Guadalajara

Una grave crisis institucional y deportiva azotó al Club Deportivo Guadalajara. Los directivos no pensaron en rejuvenecer al plantel y las contrataciones realizadas no cumplieron con lo que se esperaba de ellos. Por este motivo, pasó de pelear por los títulos a luchar por no descender.

Los malos resultados hicieron que un carrusel de técnicos llegara para intentar revertir la situación del club, pero no logran su objetivo. A raíz de la falta de triunfos un sector de la afición colocó el mote de “Chivas Flacas”.

En busca de nuevas caras y juventud, el equipo les dio oportunidad a jugadores de las Fuerzas Básicas del Club Deportivo Tapatío, filial de la institución. Sin embargo, los malos resultados siguieron siendo una constante y el equipo permaneció en los últimos lugares de la tabla general.

En 1981 la mala suerte siguió merodeando al equipo luego de que el autobús que transportaba a los jugadores a la ciudad de Puebla para enfrentar a los Camoteros fuera arrollado por un tráiler, causando la muerte del mediocampista José Martínez y provocando la lesión de otros miembros de la plantilla.

De cara a la temporada 1982-83, Alberto Guerra tomó las riendas del equipo y lo volvió a posicionar en lo más alto. En su primer campeonato comandó al Club Deportivo Guadalajara a la final, pero cayeron ante Puebla en los penales. Un año más tarde volvieron a quedarse con el subcampeonato al ser derrotados por su máximo rival, Las Águilas del América.

De vuelta a los títulos

La tercera fue la vencida para Guerra y el club, ya que se impusieron a Cruz Azul en la temporada 1986-87, consiguiendo su noveno título del balompié azteca. En ese certamen terminaron como líderes generales, así como la mejor ofensiva y defensiva.

Al inicio de la siguiente década el club se vio inmerso en una gran deuda lo que le impidió hacer grandes fichajes y por lo que tuvo que apostar por futbolistas surgidos de sus Fuerzas Básicas. 

En abril de 1993 se conformó la “Promotora Deportiva Guadalajara”, organismo que se encargó de manejar la parte directiva del equipo. El objetivo principal consistió en la inyección de capital al primer equipo, brindarle una estabilidad económica y ser protagonista torneo a torneo.

Los primeros años fueron miel sobre hojuelas, pues la promotora cerró los fichajes de grandes jugadores, lo que ayudó a que el club obtuviera el título en el torneo Verano 1997. 

Sin embargo, a partir del certamen Invierno 2000, la promotora comenzó a perder interés en mantener al equipo en primeros planos y los malos resultados volvieron a reinar en la institución.

Vergara compra al Club Deportivo Guadalajara

El empresario mexicano, Jorge Vergara, salió al rescate del club y compró la mayoría de las acciones de las Chivas, quitando del medio a la promotora e instalando una nueva mesa directiva para la toma de decisiones.

Con la llegada de Vergara, el Club Deportivo Guadalajara comienza su participación en torneos internacionales. Llegó de manera consecutiva a dos semifinales de la Copa Libertadores y en ambas cayó frente a rivales brasileños; en 2005 ante Atlético Paranaense y en 2006 ante Sao Paulo.

En 2006 las Chivas celebraron su centenario y lo hicieron ​a lo grande al conquistar su onceavo título del futbol mexicano tras imponerse a Toluca 3-2 en el global. 

Cuatro años más tarde, el Club Deportivo Guadalajara llegó a la Final de la Copa Libertadores, convirtiéndose en el segundo equipo mexicano en alcanzar esta instancia. Lamentablemente no pudo levantar el título al caer 5-3 en el global ante el Inter de Porto Alegre.

Fue hasta el 2017 donde el club volvió a tocar la gloria y lo hizo en partida doble. Primero al conquistar la Copa MX frente a Monarcas Morelia y posteriormente la Liga MX tras derrotar a los Tigres de la UANL.

Al siguiente año tocó la gloria internacional al imponerse en los penales al Toronto FC en la Liga de Campeones de la CONCACAF.

¿Cómo surgió el nombre de Chivas?

Tras el cambio de nombre a Club Deportivo Guadalajara, los hinchas de Atlas buscaron un apodo para burlarse del acérrimo rival, luego de que los aficionados rojiblancos habían bautizado a los Zorros como “margaritas” por su fragilidad en el campo.

En el cotejo entre Tampico y Guadalajara disputado el 1 de octubre de 1948, algunos de los espectadores comenzaron a gritar que los futbolistas rojiblancos parecían “Chivas brinconas”.

Todo tomó fuerza cuando el periodista de El Informador, Martín del Campo, que era hincha del cuadro rojinegro decidió colocar como titular en su columna “jugaron a las carreras y ganaron las Chivas uno a cero”.

Meses más tarde, los aficionados de Atlas quisieron usar este mote de manera despectiva. Motivo por el cual llevaron a una chiva vestida con los colores rojiblancos en el juego que enfrentó a ambos clubes el 14 de julio de 1949.

Sin embargo, el tiro les salió por la culata a los animadores de los Zorros, pues los aficionados del Rebaño Sagrado mencionaron “Sí, somos Chivas ¿y qué? Decir Chivas es decir Guadalajara”.

Cabe destacar que las Chivas son junto con el Club América los únicos clubes que han participado en todos los torneos de la Primera División del futbol mexicano.